Categorías
Contabilidad

¿Qué es el modelo de riesgo?

El riesgo de modelo es un tipo de riesgo que se produce cuando se utiliza un modelo financiero para medir información cuantitativa, como los riesgos de mercado de una empresa o las transacciones de valor, y el modelo falla o funciona de manera inadecuada y conduce a resultados adversos para la empresa.

Un modelo es un sistema, un método cuantitativo o un enfoque que se basa en suposiciones y teorías y técnicas económicas, estadísticas, matemáticas o financieras. El modelo procesa los datos de entrada en un tipo de resultado de estimación cuantitativa.

Las instituciones financieras y los inversores utilizan los modelos para identificar el valor teórico de los precios de las acciones y para determinar con precisión las oportunidades comerciales. Si bien los modelos pueden ser instrumentos útiles en el análisis de las inversiones, también pueden ser propensos a diversos riesgos que pueden surgir del uso de datos inexactos, errores de programación, errores técnicos y una mala interpretación de los resultados del modelo.

CLAVES DEL MODELO DE RIESGO

En el ámbito de las finanzas, los modelos se utilizan ampliamente para identificar posibles valores futuros de las acciones, señalar oportunidades comerciales y ayudar a los directivos de las empresas a tomar decisiones comerciales.
El riesgo de los modelos está presente siempre que se utiliza un modelo insuficientemente preciso para tomar decisiones.
El riesgo de modelo puede derivarse de la utilización de un modelo con malas especificaciones, errores de programación o técnicos, o errores de datos o de calibración.
El riesgo del modelo puede reducirse con la gestión del modelo, como las pruebas, las políticas de gobierno y el examen independiente.

Comprensión del modelo de riesgo

El riesgo de modelo se considera un subconjunto del riesgo operacional, ya que el riesgo de modelo afecta principalmente a la empresa que crea y utiliza el modelo. Es posible que los comerciantes u otros inversores que utilicen un determinado modelo no comprendan completamente sus supuestos y limitaciones, lo que limita la utilidad y la aplicación del propio modelo.

En las empresas financieras, el riesgo de modelo puede afectar al resultado de las valoraciones de los valores financieros, pero también es un factor en otras industrias. Un modelo puede predecir incorrectamente la probabilidad de que un pasajero de una aerolínea sea un terrorista o la probabilidad de una transacción fraudulenta con tarjeta de crédito. Esto puede deberse a suposiciones incorrectas, errores de programación o técnicos, y otros factores que aumentan el riesgo de un resultado deficiente.

¿Qué le dice el concepto de riesgo modelo?

Cualquier modelo es una versión simplificada de la realidad, y con cualquier simplificación, existe el riesgo de que algo no sea contabilizado. Las suposiciones hechas para desarrollar un modelo y las aportaciones al mismo pueden variar ampliamente. El uso de modelos financieros se ha hecho muy frecuente en las últimas décadas, a la par de los avances en potencia informática, aplicaciones de software y nuevos tipos de valores financieros. Antes de desarrollar un modelo financiero, las empresas suelen realizar una previsión financiera, que es el proceso por el cual determina las expectativas de los resultados futuros.

Algunas empresas, como los bancos, emplean a un oficial de riesgos de modelos para establecer un programa de gestión de riesgos de modelos financieros con el fin de reducir la probabilidad de que el banco sufra pérdidas financieras debido a cuestiones de riesgos de modelos. Los componentes del programa incluyen el establecimiento de la gobernanza y las políticas del modelo. También implica la asignación de funciones y responsabilidades a personas que desarrollarán, probarán, implementarán y administrarán los modelos financieros de manera continua.

Ejemplos del mundo real del riesgo de los modelos


Gestión de capital a largo plazo
La debacle de la gestión de capital a largo plazo (LTCM) en 1998 se atribuyó al riesgo del modelo. En este caso, un pequeño error en los modelos informáticos de la empresa se amplió en varios órdenes de magnitud debido a la estrategia comercial altamente apalancada que empleó LTCM.

En su apogeo, el fondo de cobertura administró más de 100.000 millones de dólares en activos y reportó rendimientos anuales de más del 40%. LTCM tenía dos ganadores del Premio Nobel de Economía como principales accionistas, pero la empresa explotó debido a que su modelo financiero falló en ese entorno de mercado particular.

JPMorgan Chase


Casi 15 años después, JPMorgan Chase (JPM) sufrió pérdidas comerciales masivas a causa de un modelo de valor en riesgo (VaR) que contenía errores de fórmula y operativos. Los gestores de riesgos utilizan los modelos VaR para estimar las pérdidas futuras en las que podría incurrir una cartera. En 2012, la proclamada “tempestad en una tetera” del director general Jaime Dimon resultó ser una pérdida de 6.200 millones de dólares como resultado de operaciones que salieron mal en su cartera de crédito sintético (SCP).

Un operador había establecido grandes posiciones de derivados que estaban marcados por el modelo VaR que existía en ese momento. En respuesta, el director de inversiones del banco hizo ajustes al modelo VaR, pero debido a un error en la hoja de cálculo del modelo, se permitió que las pérdidas por operaciones se acumularan sin señales de advertencia del modelo.

Esta no fue la primera vez que los modelos VaR fallaron. En 2007 y 2008, los modelos VaR fueron criticados por no poder predecir las grandes pérdidas que muchos bancos sufrieron durante la crisis financiera mundial.

Categorías
Contabilidad

¿Cómo operar con capital de trabajo cero?

El capital de explotación cero es una situación en la que no hay un exceso de activos corrientes sobre pasivos corrientes a financiar. El concepto se utiliza para reducir el nivel de inversión necesario para el funcionamiento de una empresa, lo que también puede aumentar el rendimiento de la inversión para los accionistas.

El capital de explotación es la diferencia entre el activo y el pasivo circulante, y está compuesto principalmente por cuentas por cobrar, inventario y cuentas por pagar. La cantidad de capital de trabajo que una empresa debe invertir suele ser considerable, e incluso puede superar su inversión en activos fijos. El monto del capital de trabajo aumentará a medida que una empresa aumente sus ventas a crédito, ya que las cuentas por cobrar se expandirán. Además, los niveles de inventario también aumentan con el crecimiento de las ventas, ya que la dirección opta por mantener más existencias para apoyar las ventas en curso, por lo general en forma de unidades de mantenimiento de existencias adicionales para satisfacer las necesidades de los clientes.

En consecuencia, un negocio en crecimiento siempre parece carecer de efectivo, porque sus necesidades de capital de explotación aumentan constantemente. En esta situación, una empresa puede tener interés en operar con cero capital de explotación. Para ello se necesitan los dos elementos siguientes:

Producción basada en la demanda. Es casi imposible evitar los aumentos del capital de explotación si la dirección insiste en mantener existencias de inventario a mano para satisfacer las necesidades proyectadas de los clientes. Para reducir las necesidades de capital, establezca un sistema de producción “justo a tiempo” que sólo construya unidades cuando los clientes las soliciten. De esta manera se eliminan todas las existencias de productos terminados. Además, instale un sistema de adquisiciones justo a tiempo que sólo compre materias primas para apoyar la cantidad exacta de unidades basadas en la demanda que deben producirse. Este enfoque elimina esencialmente la inversión en inventario. Un enfoque alternativo consiste en subcontratar toda la producción y hacer que el proveedor envíe los bienes directamente a los clientes de la empresa (lo que se conoce como “drop shipping”).

Condiciones de cobro y pago. Deben reducirse los plazos en los que se concede crédito a los clientes, mientras que deben ampliarse los plazos de pago a los proveedores. Lo ideal es que se reciba el dinero en efectivo de los clientes antes de que se deba pagar a los proveedores. Esto significa esencialmente que los pagos de los clientes financian directamente los pagos a los proveedores.

Por ejemplo, un fabricante de computadoras puede insistir en que sus clientes paguen en efectivo por adelantado con tarjeta de crédito, pedir a crédito las piezas de los proveedores, ensamblarlas en un sistema “justo a tiempo” y luego pagar a sus proveedores. El resultado puede ser no sólo un capital de explotación cero, sino incluso un capital de explotación negativo.

Si bien el concepto de capital de explotación cero puede parecer inicialmente atractivo, es sumamente difícil de aplicar por las siguientes razones:

Los clientes no están dispuestos a pagar por adelantado, excepto por los bienes de consumo. Los clientes más grandes no sólo no estarán dispuestos a pagar por adelantado, sino que incluso pueden exigir el pago con retraso.

Los proveedores suelen ofrecer a sus clientes condiciones de crédito estándar de la industria y sólo estarán dispuestos a aceptar condiciones de pago más largas a cambio de precios más altos de los productos.

Un sistema de producción justo a tiempo y basado en la demanda puede ser un concepto difícil de aceptar para los clientes en las industrias en que la competencia se basa en el cumplimiento inmediato de los pedidos (que requiere una cierta cantidad de inventario disponible).

En una industria de servicios no hay inventario, pero hay muchos empleados, a los que normalmente se les paga más rápido de lo que los clientes están dispuestos a pagar. Así pues, la nómina de sueldos ocupa esencialmente el lugar del inventario en el concepto de capital de explotación, y debe pagarse a intervalos frecuentes.

En resumen, el capital de explotación cero es un concepto interesante, pero no suele ser una aplicación práctica. Aun así, si una empresa puede mejorar su capital de trabajo en cualquiera de las tres áreas clave, puede al menos reducir su inversión en capital de trabajo, lo cual es ciertamente un objetivo digno.

Categorías
Contabilidad

Cuándo ofrecer descuentos por pronto pago

Los descuentos por pago anticipado son bastante caros, por lo que sólo deben ofrecerse a los clientes cuando el vendedor tiene graves problemas de liquidez.

El problema es que el tipo de interés efectivo que la empresa ofrece a sus clientes a través de un acuerdo de descuento es extremadamente alto. Por ejemplo, permitir que los clientes se beneficien de un descuento del dos por ciento si pagan en 10 días, frente a los 30 habituales, significa que la empresa está ofreciendo un descuento del dos por ciento para obtener el efectivo 20 días antes de lo normal.

Un tipo de interés del dos por ciento durante veinte días equivale a un tipo anualizado de alrededor del 36 por ciento. El vendedor debe poder obtener una deuda menos costosa de alguna otra fuente que no sea el pago de esta cantidad a través de sus acuerdos de descuento por pago anticipado.

Además, muchos clientes no pagarán dentro del período de descuento de 10 días, pero aún así tomarán el descuento. Esto puede dar lugar a grandes dificultades para obtener el pago del descuento retenido.

Categorías
Contabilidad

Técnicas de presupuesto de capital

La presupuestación de capital es un conjunto de técnicas utilizadas para decidir qué inversiones hacer en los proyectos. Hay varias técnicas de presupuesto de capital disponibles, entre las que se incluyen las siguientes:

Descuento de flujos de caja. Se calcula el monto de todas las entradas y salidas de efectivo asociadas a un proyecto a lo largo de su vida útil estimada, y luego se aplica una tasa de descuento a esas corrientes de efectivo para determinar su valor actual. Si el valor actual es positivo, acepte la propuesta de financiación.
Tasa interna de rentabilidad. Determinar la tasa de descuento a la que las corrientes de efectivo de un proyecto son netas a cero. Se selecciona el proyecto con la mayor tasa interna de rentabilidad.
Análisis de restricciones. Examinar el impacto de un proyecto propuesto en el funcionamiento de los cuellos de botella de la empresa. Si la propuesta aumenta la capacidad del cuello de botella o las rutas funcionan alrededor del cuello de botella, aumentando así el rendimiento, entonces se acepta la propuesta de financiación.
Análisis del punto de equilibrio. Determina el nivel de ventas requerido al que una propuesta dará lugar a un flujo de caja positivo. Si el nivel de ventas es lo suficientemente bajo como para ser razonablemente alcanzable, entonces acepte la propuesta de financiación.
Recuperación con descuento. Determinar el tiempo que tardarán los flujos de efectivo descontados de una propuesta en recuperar la inversión inicial. Si el período es suficientemente corto, entonces acepte la propuesta.
Tasa de rendimiento contable. Es la relación entre los beneficios anuales medios de una inversión y la cantidad invertida en ella. Si el resultado supera un valor umbral, entonces se aprueba la inversión.
Opciones reales. Se centra en el rango de ganancias y pérdidas que pueden encontrarse a lo largo del período de inversión. El análisis comienza con un examen de los riesgos a los que se someterá un proyecto, y luego modelos para cada uno de estos riesgos o combinaciones de riesgos. El resultado puede ser un mayor cuidado al hacer grandes apuestas sobre una única probabilidad de probabilidad.
Cuando se analiza una posible inversión, es útil analizar también el sistema en el que se insertará la inversión. Si el sistema es inusualmente complejo, es probable que el nuevo activo tarde más tiempo en funcionar como se espera dentro del sistema. El motivo de la demora es que puede haber consecuencias imprevistas que se extiendan por el sistema y que requieran ajustes en múltiples áreas que deben ser abordadas antes de que se pueda lograr cualquier ganancia de la inversión inicial.

Categorías
Contabilidad

Hacer o comprar analizando el mercado

La decisión de hacer o comprar implica si fabricar un producto en la propia empresa o comprarlo a un tercero. El resultado de este análisis debe ser una decisión que maximice el resultado financiero a largo plazo para una empresa. Hay una serie de factores que deben considerarse al tomar esta decisión, entre ellos los siguientes:

El costo. ¿Qué alternativa presenta el menor costo total de desembolso? Las empresas tienden a incluir los costos fijos al sumar sus costos internos, lo cual es incorrecto. En la compilación del costo interno para fabricar un producto en la empresa sólo deben incluirse los costos directos. Esta cantidad debe compararse con el precio cotizado de un proveedor.
Capacidad. ¿Tendrá la empresa la capacidad suficiente para fabricar el producto internamente? Alternativamente, ¿es el proveedor lo suficientemente fiable como para poder producir la mercancía en cantidades suficientes y de manera oportuna?
Conocimientos especializados. ¿Tiene la empresa suficientes conocimientos técnicos para fabricar los productos en la empresa? En algunos casos, una empresa ha experimentado una tasa tan alta de fracaso del producto que no tiene más remedio que subcontratar el trabajo a un proveedor.
Fondos invertidos. ¿Tiene la empresa suficiente dinero en efectivo para comprar el equipo necesario para la producción interna? Si el equipo ya está en el lugar, ¿podría la subcontratación del trabajo permitir la venta del equipo, de modo que el dinero en efectivo pueda utilizarse en otro lugar? Esta es una de las principales preocupaciones de las empresas de nueva creación, que disponen de poco dinero en efectivo para invertir en instalaciones.
Cuello de botella. ¿Transferir la producción a un proveedor aliviará la carga de la operación del cuello de botella de la empresa? Si es así, puede ser una excelente razón para comprar la mercancía.
La opción de envío de la gota a gota. Un proveedor puede ofrecer almacenar la mercancía en sus instalaciones y luego enviarla directamente a los clientes de la compañía cuando hagan sus pedidos. Este enfoque traslada la carga de la inversión en inventario al proveedor, lo que puede representar una reducción sustancial del capital de trabajo.
Importancia estratégica. ¿Qué importancia tiene el producto para la estrategia de la empresa? Si es muy importante, entonces podría tener más sentido fabricar el producto, para mantener un control completo sobre él. Es más probable que se tome esta opción si la empresa tiene una tecnología de producción propia que no quiere compartir con un proveedor. Por el contrario, algo que tiene poca importancia puede trasladarse más fácilmente a un proveedor.
Inicialmente podría parecer que un análisis de fabricación o compra es un análisis cuantitativo que implica una simple comparación de los costos de producción interna con el precio cotizado por el proveedor. Sin embargo, los puntos anteriores deben dejar claro que la decisión de hacer o comprar abarca en realidad un gran número de cuestiones cualitativas que pueden anular completamente un análisis numérico de los costos de producción.

Categorías
Contabilidad

Contabilizar compra de acciones a largo plazo

Se suelen contabilizar las compras de acciones a largo plazo como inversiones a coste, con un asiento así:

250 INVERSIONES FINANCIERAS A LARGO PLAZO EN INSTRUMENTOS DE PATRIMONIO
                    A 572 BANCOS E INSTITUCIONES DE CRÉDITO C/C VISTA, EUROS

    Sabemos que de acuerdo con la norma 11ª del plan de cuentas anual se entiende que una empresa forma parte de un grupo cuando las dos estén vinculadas por una relación de control, directa o indirecta.
    De la misma manera se entenderá que una compañía es asociada cuando, esta empresa o alguna o algunas de las empresas del grupo si existe, incluidas las entidades o personas físicas, posean sobre tal compañía una influencia significativa o tiene una participación en ella que esté destinada a contribuir a su actividad.
  

    En cuanto a su valoración, habrá de realizarse:

VALORACIÓN INICIAL.- Las acciones a largo plazo incluidas en esta categoría se valorarán inicialmente al coste, que equivaldrá al valor razonable de la contraprestación entregada más los costes de transacción que les sean directamente atribuibles.
     En este caso, los ajustes valorativos previos asociados a dicha inversión se contabilizarán directamente en el patrimonio neto, en la cuenta de perdidas y ganancias.
   

VALORACIONES POSTERIORES.-  Las acciones a largo plazo incluidas en esta categoría se valorarán por su coste, menos, en su caso, el importe acumulado de las correcciones valorativas por deterioro.

    La Sociedad ZAPATOS S.A compra por 100.000 euros, el 80% de acciones de la sociedad “SANDALIAS S.A” para controlar la emrpesa. Los gastos de la operación son de 2.000 euros.

Solución de como contabilizar compra de acciones a largo plazo


    102.000 Participaciones a L/P en empresas del grupo (2403)
               a Bancos c/c (572) 102.000
           — x —

    La cuenta Inversiones financieras a largo plazo en instrumentos de patrimonio (250) tiene el valor de acciones a largo plazo, con o sin cotización oficial u otros valores, de empresas no consideradas del grupo o asociadas. 

   Si se devengan unos dividendos derivados de esos valores negociables, entonces anotaremos el derecho de cobro que vamos a tener realizando el siguiente asiento:

    Dividendo a cobrar (545)
    Hacienda Pública, retenciones y pagos a cuenta (473)
        a Ingresos de participaciones en instrumentos de patrimonio (760)
    — x —

    La retención aplicable sobre los rendimientos del capital mobiliario será del 21%.
    Esta obligación de retener emanará en el momento en que los rendimientos sujetos a retención sean exigibles por el perceptor.

    – En la liquidación del dividendo se realiza el siguiente asiento:

    Bancos (572)
    Gastos de administración cartera (669-)
        a  Dividendo a cobrar (545)
    — x —

    La cuenta Gastos de administración cartera (669-) anotará el importe del gasto del broker o gestor de la operación, en el caso que nos cobre. Esta subcuenta debemos crearla dentro de la cuenta Otros gastos financieros (669).

    – Es posible que al final del ejercicio tengamos derecho a unos dividendos pero la empresa que los va a repartir no ha cerrado en este momento su contabilidad y es posible que nos la pague en el ejercicio siguiente, entonces aplicando del Principio de
Devengo y si conocemos con seguridad el importe contabilizaremos el ingreso:

    Dividendo a cobrar (545)
        a  Ingresos de participaciones en instrumentos de patrimonio (760)
    — x —

    – Cuando finalmente cobremos, en el ejercicio siguiente:

    Bancos (572)
    H.P. retenciones y pagos a cuenta (473)
        a   Dividendo a cobrar (545)
    — x —

    La retención se practicará cuando cobremos y no en el momento de devengo

Categorías
Contabilidad

Contabilizar fondo de inversion largo plazo

En periodos de recuperación económica y tipos de interés bajos(caso del euribor actual) se suele aprovechar en muchas empresas para invertir en fondos a largo plazo. Muchas pequeñas y medianas empresas adquieren activos financieros ofrecidos por las entidades para conseguir una mayor rentabilidad de sus beneficios a parte de su actividad económica.

Como no es una práctica o movimiento contable diario puede que no sepamos valorar o contabilizar estas inversiones financieras, por eso y para evitar problemas en el futuro vamos a explicar como hacerlo.

Clasificación de las inversiones

Para clasificar la inversión debemos saber que tipo de inversión y que objetivo persigue la misma para encuadrarla en una u otra partida, para saber de que manera contabilizarla, así como en su fiscalidad asociada. Como primer ejemplo vamos a adquirir activos financieros (Norma de registro y valoración 8.ª del PGC PYME).

Para valorarlos, las PYMES clasificarán sus inversiones financieras en alguna de las siguientes categorías:

  1. Activos financieros a coste amortizado.
  2. Activos financieros mantenidos para negociar.
  3. Activos financieros a coste.

Más a detalle, los instrumentos de patrimonio (acciones, participaciones, etc y todo lo que sea partes de un colectivo) y los fondos de inversión se clasifican en Activos financieros mantenidos para negociar o en Activos financieros a coste, sin embargo los valores representativos de deuda (obligaciones, bonos y pagarés) se clasifican en Activos financieros mantenidos para negociar o en Activos financieros a coste amortizado.

En otro lado, los productos financieros derivados (futuros, opciones, warrants, swaps) siempre se clasifican como Activos financieros mantenidos para negociar menos en el caso que se establezcan como un contrato de garantía financiera o como aval de otra operación.

Activos financieros mantenidos para negociar

Si la idea de la empresa es vender el activo a corto plazo se contabilizará en la categoría de activos financieros mantenidos para negociar, y su valoración inicial será al coste de la contraprestación entregada en el momento de la compra, imputando los costes de la operación en la cuenta de pérdidas y ganancias de la empresa.

  • (540) Inversiones financieras a corto plazo en instrumentos de patrimonio
  • (541) Valores representativos de deuda a corto plazo
  • (559) Activos por derivados financieros a corto plazo
  • (255) Activos por derivados financieros a largo plazo
  • (251) Valores representativos de deuda a largo plazo
  • (669) Otros Gastos Financieros
    • a (57-) Tesorería
    • – x –

Las siguientes valoraciones serán las imputables según los cambios en dicho valor en la cuenta de pérdidas y ganancias, realizar hacer amortizaciones de valor por deterioro.

  • (25-/54-) Inversión financiera mantenida para negociar
    • a (763) Beneficios por valoración de activos y pasivos financieros por su valor razonable
    • – x –
  • (663) Pérdidas por valoración de activos y pasivos financieros por su valor razonable
    • a (25-/54-) Inversión financiera mantenida para negociar
    • – x –

Una empresa solo debe incluir es activos financieros en la categoría de activos financieros mantenidos para negociar cuando realice una gestión activa y recurrente. Es decir que forme parte de su actividad.

De manera general, cuando sean instrumentos financieros derivados adquiridos con fines especulativos (inversiones), siempre se clasifican como activos financieros mantenidos para negociar.

Activos financieros a coste

En el caso de que no se clasifiquen como activos financieros mantenidos para negociar, el patrimonio como pueden ser acciones, inversiones en sociedades de inversión de capital variable, así como los fondos de inversión, se incluyen contablemente en la categoría de Activos financieros a coste, haremos su valoración inicial con su coste más los costes de transacción directamente atribuibles por ejemplo pagar al broker.

  • (250) Inversiones financieras a largo plazo en instrumentos de patrimonio
  • (256) Fondos de inversión*
    • a (57-) Tesorería
    • – x –

Más tarde, se siguen valorando por su coste. Tendremos que restar el valor que se acumule en las correcciones valorativas por deterioro.

  • (696) Pérdidas por deterioro de participaciones y valores representativos de deuda a largo plazo
    • a (296) Deterioro de valor de participaciones en el patrimonio neto a largo plazo
    • – x –
  • (296) Deterioro de valor de participaciones en el patrimonio neto a largo plazo
    • a (796) Reversión del deterioro de participaciones y valores representativos de deuda a largo plazo
    • – x –

Para este deterioro, el importe de la corrección valorativas será la diferencia entre su valor (las acciones valen 24€) y el importe recuperable (la podemos vender por 23€ menos el coste de la operación). Sustituiremos el valor actual de los flujos de efectivo futuros por el valor de cotización del activo, o si son inversiones no admitidas a cotización, el patrimonio neto de la empresa participada menos las plusvalías tácitas que existan en la fecha de la valoración.

Estas correcciones valorativas por deterioro y, si se dan, se contabilizan como un gasto o un ingreso, e imputados en la cuenta de pérdidas y ganancias.

Activos financieros a coste amortizado

Los activos financieros como obligaciones, bonos, letras y pagarés, se deben incluir en la categoría Activos financieros a coste amortizado, su valoración inicial será a coste, más los costes de transacción .

  • (251) Valores representativos de deuda a largo plazo
  • (541) Valores representativos de deuda a corto plazo
    • a (57-) Tesorería
    • – x –

Más tarde, estos activos se deben valorar por su coste amortizado, anotando los intereses devengados en la cuenta de pérdidas y ganancias. Eso si, los activos con vencimiento no superior a un año valoraran inicialmente por su valor nominal, se deben continuar valorando por dicho importe,a no se que se deterioren.

Categorías
Contabilidad

Contabilizar amortización préstamo

Vamos a explicar con ejemplos como contabilizar amortización de un préstamo.

EJEMPLO 1 DE UN PRÉSTAMO CON AMORTIZACIÓN

El caso más común en que nuestra empresa tiene un préstamos financiero:

  • Principal: 80.000 euros
  • Plazo de amortización: años
  • Frecuencia de las cuotas: Anual
  • Tipo de interés: 4 %, siendo el tipo de interés efectivo de 4,44%
  • Comisión de apertura: 1 %
PeríodoMensualidadInteresesAmortizaciónCapital vivoCapital Amortizado
0


  80.000,00 € 
115.480,26 €  3.552,00 € 11.928,26 €  68.071,74 €   11.928,26 € 
215.480,26 €  3.022,39 € 12.457,87 €  55.613,87 €   24.386,13 € 
315.480,26 €  2.469,26 € 13.011,00 €  42.602,87 €   37.397,13 € 
415.480,26 €  1.891,57 € 13.588,69 €  29.014,18 €   50.985,82 € 
515.480,26 €  1.288,23 € 14.192,03 €  14.822,15 €   65.177,85 € 
615.480,26 €  658,10 € 14.822,15 €– 0,00 €   80.000,00 € 

El asiento contable del préstamos quedaría:

DEBEHABER
11.928,265200 Préstamos a corto plazo de entidades de crédito572 Bancos15.480,26
3.5526623 Intereses de deudas con entidades de crédito

El resto de asientos se harían igual. Realizaríamos un asiento al año hasta que el préstamo estuviera totalmente amortizado.

AMORTIZACIÓN MENSUAL DEL PRÉSTAMO

Si tu caso es que el préstamo que tu empresa tiene pago mensual al igual que su amortización, pongamos por ejemplo una hipoteca el asiento sería el mismo pero de manera mensual. Podemos elegir otra subcuenta dentro de las 520.

Categorías
Contabilidad

Contabilizar seguros sociales autónomos

Dentro del balance trimestral de un autónomo, una de las cosas comunes a saber es cómo se contabiliza el recibo de autónomo correctamente.

La contabilidad del autónomo es uno de los trabajos más importante que debes saber administrar si eres profesional independiente (asesoría o similar), ya que plasma la actividad comercial, así como los datos de ingresos y gastos. Entre todos estos datos económicos, encontramos la cuota de autónomo que debe computarse de forma correcta.

Formas de contabilizar la cuota de autónomo

Si realizas tu actividad profesional de manera independiente, solo tienes que incluir este pago en el apartado de cuotas de la Seguridad Social de tu programa de facturación o excel.

Más tarde cuando realices el balance de ingresos y gastos, deberás agregar esta cantidad en los gastos.

Si trabajas como autónomo siendo el administrador o socio, hay distintas maneras para contabilizar. Puedes incluir la cuota mensual como gasto particular, y meterlo en la cuenta 551, y después hacer un reintegro o como anticipo en caso de nos hagamos o les hagamos nómina como trabajador.

Otra forma de contabilizar la cuota de autónomos es imputarla como un gasto, metiéndola entre los puntos de nómina como pago en especie,y se la consideraría a la hora del cálculo de cargas sociales y retenciones por IRPF.

Aún así, el caso más normal es que autónomos que ejerzan su actividad de forma independiente, y se debe incluir su cuota como un gasto ya que no tenemos factura del pago..

El tipo de gasto a asignar se deberá contabilizar en la cuenta “642 Seguridad Social a cargo de la empresa”, ya que este tipo de gasto también se contempla imputado a la seguridad social del titular profesional.

EJEMPLO DE CONTABILIZAR LOS SEGUROS SOCIALES AUTONOMOS

Un Administrador tiene un sueldo y la empresa asume el ingreso a cuenta de los seguros sociales lo que implica una mayor retribución dineraria.

Suponemos que los estatutos de la Sociedad prevean la retribución del cargo.

Los datos a tener en cuenta para este caso son:

Retribución: 2.000 €

Cuota de autónomos: 100 €

Retención (42%): 840 €

Ingreso a cuenta (42%):42 €

Vamos a utilizar la contabilización de la retribución en especie que se da cuando la empresa asume el pago de la cuota de autónomos del administrador.

SOLUCIÓN

El asiento contable a realizar es:

2.142(64X) sueldos y salario
A (47X) HP acreedora retenciones practicadas882
A (47X) SS, cuotas asumidas de autónomos100

Al vencimiento de la cuota de autónomos:

100SS, cuotas asumidas de autónomos
A (57) Tesorería100

Puede ser conveniente desglosar la cuenta 640 en dos subcuentas para separar las retribuciones dinerarias y los pagos en especie.

Categorías
Contabilidad

Como contabilizar tickets de gastos

Los meses de impuestos es cuando más dudas acerca de tu contabilidad aparecen. Con el objetivo de presentar tus modelos fiscales de forma correcta, debemos tener contabilizadas todas tus facturas de ingresos y de gastos de forma correcta. Hoy os voy a explicar en cómo contabilizar una factura simplificada (ya sea el ticket del restaurante, taxi o supermercado) y detallaremos sus detalles a la hora de deducirlo. Vamos a utilizar algunos términos de contabilidad en relación con las facturas de gasto, pero muy sencillos.

Contabilizar un ticket de gasto

Para contabilizar el ticket de gasto calcularemos el gasto de la factura simplificada en su totalidad, sin quitar el IVA.

El asiento contable no es diferente de contabilizar una factura normal. La diferencia más importante es la deducción del IVA, ya que con un ticket no puedes deducirlo.

Para poder deducir el IVA, es necesario que el restaurante, taxi o supermercado te emita una factura normal. En estos casos lo más normal es que te den una factura simplificada (ticket) por servicios o productos orientados a cliente final.

El ejemplo clásico: los autónomos que quieren deducirse un gasto de transporte. Para que estos gastos de gasolina y mantenimiento del coche sean justificables y deducibles, deben dejar constancia en una factura normal, en el que aparezcan los datos que en las facturas simplificadas (tickets) no aparecen como nuestro nombre/denominación social y número identificativo fiscal.  También en las facturas emitidas (si eres tu el que realiza el servicio) se tendría que completar el detalle de las facturas con la finalidad de que la factura del transporte se relacione con una factura de cliente.

EN RESUMEN

Para poder deducirte el IVA en la Factura que te hagan debe aparecer:

-Número y serie correlativa de la Factura

-Fecha de emisión de la Factura

-Razón social del Emisor de la Factura

-NIF del Emisor de la Factura

-Nombre y apellidos (O razón social) del receptor de la Factura

-Descripción de la actividad, productos o servicios ofrecidos

– IVA o El tipo impositivo

Normalmente en los tickets que te emiten, estos conceptos no aparecen:

Nombre, apellidos o razón social del receptor de la Factura.

Sin esta información en la factura simplificada no es legal para la deducción del IVA.

Por lo tanto, ¿Cómo se contabiliza un ticket de gasto en mi negocio?

Como ya te he explicado debes computar el gasto de la factura simplificada en su totalidad, sin desagregar el IVA. Debes tener en cuenta, que la Factura simplificada debe provenir de un gasto relacionado con la actividad de tu negocio. No de gastos personales.

Si eres un Autónomo o Pyme, lo que debes hacer es pedir la Factura por el servicio que te hayan prestado o producto que te hayan vendido.

Si se trata de una Factura normal, si podrás deducir el IVA.